Espacio

El espacio en su interpretación sólo muestra una de las dimensiones del lugar, la que se resume en los atributos del objeto, dejando aparte al sujeto que lo percibe.

SEPÚLVEDA OCAMPO, Rubén; DE LA PUENTE L., Patricio; TORRES R., Emilio y TAPIA Z., RICARDO. Seguridad residencial y comunidad. [En línea]. Santiago, Chile, Universidad de Chile, Instituto de la Vivienda, Departamento de Sociología. 1999. 262 p. ISBN 9561902958. p. 17. Disponible en: http://libros.uchile.cl/494

 

El espacio entonces, no posee únicamente una connotación física y natural, pues como realidad, requiere ser vivido por alguien. (…)
En términos básicos, es posible distinguir entre el espacio humano (dentro del campo perceptual y experiencial del sujeto) y espacio no humano (fuera de su posibilidad de experiencia).

SEPÚLVEDA OCAMPO, Rubén; DE LA PUENTE LAFOY, Patricio; TORRES ROJAS, Emilio; ARDITI KARLIK, Clara y MUÑOZ SALAZAR, Patricia. Enfoque sistémico y lugar. Una perspectiva para el estudio de hábitats residenciales urbanos.  [En línea]. Santiago, Universidad de Chile, Instituto de la Vivienda. 1992. p. 13. Disponible en: http://libros.uchile.cl/511

 

Es un todo continuo, en el cual acontecen las distintas actuaciones humanas. El espacio público y privado, tiene distintos grados de apropiación y por ende se ejercen distintos niveles de control sobre él.

INVI. Propuesta INVI. 2005. Equipo investigación SIV.

Otros autores

Extensión que contiene toda la materia existente. Parte que ocupa cada objeto sensible. Capacidad de terreno, sitio o lugar. Distancia entre dos cuerpos.

RAE. Diccionario de la lengua española [En línea]. [Fecha de consulta: 4 agosto 2015]. Disponible en: http://lema.rae.es/drae/.

 

Los espacios-llamémosles unidades ekísticas o distancias-son lugares de interacciones sociales, privadas o públicas. Y comoquiera que estas áreas se recortan, los conceptos y utilizaciones difieren, según sean los individuos y los grupos estudiados.

BAILLY, Antoine S. La percepción del espacio urbano. España, Instituto Nacional Administración Pública. 1977. 326 p. ISBN 9788470882296. p. 116.

 

Conjunto de hábitats valorados a través de la significación humana, compuesto de entes vivientes y objetos que permiten desarrollar y conservar la vida dentro de un bien común, de todos los individuos socializados de una totalidad y en una realidad determinada.

CAMACHO CARDONA, Mario. Diccionario de arquitectura y urbanismo. México D.F., Trillas. 1998. 776 p. ISBN 968-24-4723-2. p. 318.

 

En la filosofía antigua el problema del espacio fue discutido con frecuencia al hilo de la oposición entre lo lleno y lo vacío. (…) Esta oposición es paralela a la que existe entre la materia y el espacio. Es paralela a la que existe entre el ser y el no ser. (…)
(…) Según Platón, hay tres géneros de ser: Uno, que es siempre el mismo, increado e indestructible, invisible para los sentidos, que nada recibe de fuera ni se trasforma en otra cosa: son las formas o las ideas. Otro, que está siempre en movimiento, es creado, perceptible para los sentidos y la opinión, y siempre llegando a ser en un lugar y desapareciendo en él: son las cosas sensibles. Otro, finalmente, que es eterno y no susceptible de destrucción, constituye el habitáculo de las cosas creadas, es aprehendido por medio de una razón espuria y es apenas real: es el espacio. (…) el nombre ‘espacio’, se da a lo que luego es definido como receptáculo (…) El espacio en cuanto receptáculo puro es un ‘continuo’ sin cualidades. (…)
[Por otro lado] En parte, las cosas están hechas, según Aristóteles, de ‘espacio’, pero ello no significa que sean (…) modos de un continuo espacial. En rigor, mejor que decir que las cosas están hechas en parte de ‘espacio’ es decir que el espacio ‘emana’ de las cosas. Puesto que, (…) de acuerdo con el concepto de ‘lugar’, no es posible concebir las cosas sin su espacio, el espacio no puede ser mero receptáculo vacío. (…)
Los atomistas concibieron el espacio como lo ‘vacío’; el espacio no es una cosa, pues únicamente los átomo son ‘cosas’. Pero gracias al espacio puede concebirse el movimiento; este último es desplazamiento de las ‘cosas’ o átomos en el ‘no ser’ o ‘vacío’ espacial.

FERRATER MORA, José. Diccionario de filosofía (tomo II). Barcelona, Ariel. 2009. 957 p. 6a. ed. ISBN 978-84-344-8801-4. p. 1079-1089.

 

 

Capacidad de un terreno o de una construcción.

SALLES, BERGÉS Y CHAPITEL, Marcelo. Diccionario del negocio inmobiliario: guía español-inglés/inglés-español de términos de mayor uso en Norte, Centro y Sudamérica. Chicago, Real Estate Educations Company. 1997. 226 p. ISBN 0-7931-2149-3. p. 47.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.